Lo mejor del año 2011

Como viene siendo habitual, todo buen blog que se precie, e incluso éste, debe tener un repaso de lo mejor del año en diversas disciplinas artísticas. Si dejamos de lado la literatura, alejada de la insana competitividad que rodea otros ámbitos, y nos centramos en lo más granado del panorama musical y cinematográfico, podemos decir que el 2011 fue un gran año. Junto a la aparición de interesantes apuestas nacionales y foráneas se certificó la validez y el vigor de artistas que fueron la revelación de temporadas pasadas y aparecieron algunos curiosos ejemplos de que todavía hay que tener fe en la creatividad. No todo está perdido, pese a que internet y las redes sociales nos lo ponen cada día, incluso cada minuto, un poco más complicado. El pretérito 2011 sirvió como confirmación de la necesidad de establecer un  hecho diferencial en cuanto a la publicación de diferentes trabajos que, anteriormente, destacaron por unas señas de identidad posteriormente explotadas hasta la saciedad.

En este sentido, Vetusta Morla con Mapas se erigieron en triunfadores del año (no hay más que repasar los conciertos), con el permiso de Amaral, Corizonas (Arizona baby+Los Coronas) y The New Raemon. Todos ellos sonaron hasta la extenuación en conciertos y festivales por todo el país y  junto a Iván Ferreiro y Love of lesbian -que llevaban años encadenando giras- se puede decir que ‘hicieron su año’.</P

Sin embargo, me gustaría destacar tres nombres sobre el resto en el ya difunto 2011. Los catalanes Cyan (Historias para no romperse), los leoneses The Bright (Soundtrack for a winter’s tale) y el toledano y ex The Sunday Drivers Jero Romero (Cabeza de león). Cada una de sus propuestas destaca por méritos propios y si tuviera que elegir una me quedo con Miryam Gutiérrez y Aníbal Sánchez. The Bright. Su álbum debut para el sello Subterfuge es un soplo de aire fresco en el panorama nacional por lo que aporta. Un aire internacional que envuelve sonidos tradicionales, unas composiciones que te transportan… Una delicia de álbum.

También se publicaron en 2011 las reválidas de dos cantautoras que han dado (y darán) mucho que hablar y más que escribir. Me refiero a Russian Red (Lourdes Hernández) y Zahara. No descubro nada al proclamar mi predilección por la segunda. Su reinvención musical -y personal- titulada La pareja tóxica me parece una de las apuestas más arriesgadas del año y casi de lo mejor. Quizá sí es el álbum que la jienense quería (¿necesitaba?) publicar, pero el resultado final es muy desigual. En el caso de la madrileña, Fuerteventura es un disco hiperproducido en el que lo que antes llamaba la atención ahora cansa. Sólo se salvan un par de temas y el resto del material, producción incluida, es como una compilación de outtakes de Belle and Sebastian o Camera Obscura.

Cartel de la películaPasamos al apartado cinematográfico. En este caso apenas hay discusión posible. No habrá paz para los malvados, la obra maestra de Enrique Urbizu, ha sido la película del año. Nadie como él, con la inestimable ayuda de un José Coronado en estado de gracia, es capaz de dirigir este thriller policiaco digno del mejor Mamet. Ni el bueno de Agustín Díaz Yanes lo habría hecho mejor. El extinto 2011 también nos deja otras interesantes propuestas patrias. Sin embargo, me gustaría destacar la curiosa y coincidente necesidad de la gran mayoría de los realizadores (y productores) de eliminar cualquier vestigio de ‘españolidad’ de sus productos finales. Blackthorn, EVA, La piel que habito, son todas ellas cintas pretendidamente internacionales. Unas con más acierto (de crítica y público) que otras. Sólo una película ha apostado (una vez más) por la quintaesencia patria y de nuevo Torrente (4 ya…) ha sido la más taquillera. Santiago es una apuesta Segura.

Build a Rocket Boys!

En lo que se refiere al capítulo internacional la opinión de crítica y público parece haber sido unánime en lo que a música se refiere. El año 2011 se recordará como el de Justin Vernon (Bon Iver), pese a que mucha gente considere que su exbanda, Megafaun, publicó un álbum homónimo mucho más redondo que el hiperalabado trabajo del de Wisconsin. El listado de posibles triunfadores es interminable, cada año lo es y cada vez más lo cual podría dar una idea de la escasa calidad existente en el panorama musical internacional, pero en todas las listas aparecen PJ Harvey, M83, Feist, The rapture, The black keys… y un larguísimo etcétera que nos desviaría de nuestra elección: elbow. Los de Gran Manchester han reunido en su Build a rocket boys! una compacta colección de canciones que confirma al quinteto como la más sólida apuesta británica en el panorama actual del rock independiente. Un álbum que arranca con tres incontestables temazos como The birds, Lippy kids y With love no puede pasar desapercibido a ningún oído inquieto que se precie.

The Artist (film)

Por último, el cine internacional cuenta con un claro triunfador: el galo Michel Hazanavicius y su incontestable homenaje al séptimo arte titulado The artist. El 2011 nos deja un buen puñado de películas que abordaremos con mayor profundidad de cara a la próxima entrega de los Oscar a finales de febrero. Entre ellas destacamos Los descendientes. La cinta de Alexander Payne, además de ser el vehículo idóneo para asegurar la estatuilla a George Clooney, es una perfecta radiografía de la sociedad actual -no sólo la norteamericana- desarrollado a través de la desconocida historia dinástica de la isla de Oahu, dentro del archipiélago de Hawaii. Mucho se ha hablado (incluso bien) de Drive y Shame. Pero eso es otra historia… Coming soon.

Un comentario en “Lo mejor del año 2011

  1. Pingback: The Bright – Gira Estados | mantaypeli | blog cultural

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s